jueves, 16 de febrero de 2017

La columna del periodista Fernández
CHILE TIENE FESTIVAL
Por Enrique Fernández


Título de la canción: “Yo quiero ser Presidente”
Autores y compositores: Nueva Mayoría y Alianza por Chile
Arreglos y Orquestación: los mismos autores y compositores
Intérprete de la canción: coro Los Candidatos
Dirige la Orquesta Festival el maestro Horacio Saavedra

Comienza una nueva versión del Festival de la Canción de Viña del Mar. El mayor certamen anual de la música popular en América Latina alzó su telón por primera vez en el verano de 1959, a la sombra de los festivales de San Remo, en Italia, y Benidorm, en España. Por algo Chile es la “copia” feliz del Edén.

Después aparecieron otros, como el Festival de la Sandía, el Festival de San Bernardo, el Festival del Choclo, el Festival del Huaso, el de La Patagonia, el de Talca…

Y ahora viene el festival electoral del 19 de noviembre.

El primero en anunciar que quiere la batuta presidencial fue el tenor Ricardo Lagos, que se proclamó cuando la doctora Michelle Bachelet aún no terminaba de ejecutar la partitura de su tercer año de gobierno. Lagos es un candidato experimentado, porque ya ganó un primer festival en enero de 2000 acompañado entonces de la orquesta Concertación..

- Otra cosa es con guitarra –dijo el candidato, que llegó a la presidencia con una voz plena de potencia y energía y 17 años menos que ahora. Cumplirá 79 el próximo 2 de marzo.

- Si, pero hay que tener dedos para el piano –advirtió alguien que no es candidato pero pronto lo será, el conocido baladista Sebastián Piñera.

Conocido, desde luego, porque también ganó un festival en enero de 2010 como líder y vocalista de la banda Renovación Nacional. Una de sus canciones preferidas es aquella que dice “pero sigo siendo el rey”… Además tiene un hermano músico que lo apoya.

- Piano, piano, va lontano (Despacio, despacio, se llega lejos) –respondió el barítono José Miguel Insulza, de antiguas afinidades con el tango. Hasta ahora no ha ganado ningún festival pero eso puede ser un factor favorable, porque en su hoja de antecedentes no figuran errores como el Transantiago, o el “mejor censo de la Historia”, o el puente Cau-Cau.

Apoyado por algunos muchachos de la sonora PS, Insulza exhibe en cambio un largo camino donde marcó la pauta como ministro y diplomático. Y aunque no aparece en lugares destacados en las encuestas, piensa que su candidatura podrá bailar al ritmo que le toquen para ganar el festival en noviembre.

- Todo está muy bien pero creo que hay que bajar el tono –intervino de pronto el cantante Alejandro Guillier, al que nadie imaginaba dando la nota alta en este tipo de competencias.

Los escenarios de Guillier lo situaban en la tele y no en la política. En su pasado tampoco aparecen vínculos con el Transantiago, ni el censo, ni el puente aquél. En cambio sí es responsable de avisos publicitarios bien pagados en favor de las Isapres que, como usted sabe, son entes cada vez más impopulares.

A Guillier lo descubrieron los “managers” de la banda Radical, que lo incorporaron de inmediato a sus filas como nuevo vocalista. Los radicales se hallaban entonces en peligro de extinguirse como arpa vieja, lejos de los tiempos gloriosos que vivieron en los años 40 y hasta comienzos de los 60, cuando popularizaron los contagiosos acordes de “La Cuchara”.

Lo que no saben Lagos, Insulza ni Guillier es que en las próximas semanas tendrán que vérselas con una destacada competidora: Carolina Goic. Poseedora de una suave sonrisa y una voz que es como un susurro, Carolina será la representante del afiatado grupo de cámara DC, si sus integrantes concuerdan en un programa de gobierno y un repertorio para encantar al electorado durante la campaña festivalera.

Otros cantantes en compás de espera pero poco entonados son el rapero MEO, el salsero Ossandón, un desafinado Parisi, dos miembros de la familia Kast, el señor Atria –que es un auténtico solista- y una joven rockera de apellido Canelo. Todos ellos, según las encuestas, no tienen pito que tocar en este festival y deberán ir con su música a otra parte.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario