lunes, 20 de febrero de 2017

Escándalo político boliviano en torno a Evo Morales

EN BOLIVIA SE ENFRENTAN LOS DEL "CARTEL DE LA MENTIRA" Y LOS DEL "NO ES NO"


Las redes sociales no le creen a Gabriela Zapata, la expareja del presidente Evo Morales y exejecutiva de la firma china CAMC,  que dijo haber mentido cuando afirmó en 2016 que era madre de un hijo que había engendrado conjuntamente con el Presidente Evo Morales. La reacción en las redes se materializó con una avalancha de críticas,  burlas y memes.

Zapata se declaró de “mentirosa” en una declaración realizada en un video que retrasmitió  la televisión,  lo que parece más ser un “cuento” producido por el círculo presidencial para hacer fracasar las gestiones opositoras destinadas a impedir  una nueva reelección de Evo Morales como Presidente.

Hace un año, el 21 de febrero, Morales perdió  un referendo para permitirle que se presentara a un cuarto mandato. La derrota en las urnas fue de más de un 51 por ciento, según el Tribunal Supremo Electoral (TSE).
La Organización de Estados Americanos (OEA), que envió una misión de observación electoral, pidió a los representantes de las distintas opciones y a los miembros de las fuerzas políticas a aceptar los resultados, lo que se cumplió, aunque ahora el mandatario insiste en pedir una nueva consulta popular.

En el referendo se consultó a los bolivianos si estaban de acuerdo en modificar la Constitución para que Morales se postulara de nuevo en los comicios presidenciales de 2019.

El primer mandato del presidente boliviano empezó en enero de 2006, por lo que lleva en el poder once años con su partido el Movimiento Al Socialismo (MAS).

.
Con el referendo, el presidente, que cuenta con un gran apoyo en las zonas más rurales del país y entre la población indígena, pretendía volver a participar en los comicios y prorrogar su estadía en la presidencia hasta 2025.
Morales dijo entonces que necesitaba un nuevo mandato para completar su modelo económico y social para el país.
Sin embargo, los casos de corrupción sacados a la luz que han afectado a miembros de su gobierno, incluso su relación íntima, precisamente con Gabriela Zapata, le pasaron la cuenta.

La Constitución de Bolivia permite solo dos mandatos consecutivos, sin embargo,  un fallo del Tribunal Constitucional le permitió volver a presentarse en 2014 al considerar que en  su primer mandato el país fue refundado como Estado Plurinacional en 2009.

Legisladores opositores aludidos en el video de Zapata  cuestionaron las declaraciones y acusaciones de la mujer.
.
La polémica se produce, también en los círculos políticos cuando está programada para mañana una movilización de quienes reivindican el triunfo del No a la repostulación y a los que cuestionen esa victoria por la influencia del caso Zapata.

Zapata acusó al opositor Samuel Doria Medina y al exasesor del oficialismo Walter Chávez de haber urdido el plan del supuesto hijo del Mandatario. “Reconozco. Sí he mentido. Pero no porque de mí haya nacido. Quiero aclararle al país, he sido utilizada por el señor Samuel Doria Medina por medio del señor (abogado) Eduardo León. Me ha ofrecido ayuda”, señaló a la red ATB.
.
Este lunes, el ministro de Desarrollo Rural, César Cocarico, dijo que las declaraciones de Zapata, acusada de varios delitos y que guarda detención en la cárcel de Miraflores, muestran el accionar de la oposición.  Añadió que la “derecha” planificó el caso con personas cercanas al Jefe del Estado y que conocían su vida privada para “confundir” a los votantes en febrero de 2016.
.
“La investigación tendrá que continuar. Hay confesión de parte”, señaló el ministro en una entrevista con la red Unitel, en la que también estaba José Antonio Quiroga, sobrino del extinto líder socialista Marcelo Quiroga y parte de la plataforma ciudadana denominada “No es No”.

En el caso Zapata hay “mentiras construidas” y complica aún más al Gobierno, afirmó Quiroga. “En el video del Cartel de la Mentira, Zapata es protagonista de la estafa y ahora es la fuente de la verdad”, cuestionó Quiroga.
.
En la entrevista televisiva, que duró 18 minutos y que la expareja de Morales llamó “solicitado”, señaló que todo fue ideado en 2005 por Chávez, en ese entonces jefe de campaña del oficialismo, cuando le presentó a un “personero”. “Ahí empezó todo”, sostiene. El aludido lo negó en una entrevista con la radio El Deber.

El senador de la opositora Unidad Demócrata (UD) Arturo Murillo, uno de los aludidos en el video, escribió en la redes sociales: “Que pena por ATB de Zapata que se puede esperar y JRQ (Juan Ramón Quintana, exministro de la Presidencia) perdió la brújula muy mal armado, gracias por la publicidad, pese al bajo nivel”.

En un principio, Zapata había acusado vehementemente al hoy exministro Juan Ramón Quintana en la trama y, en su momento incluso pidió la renuncia de la exautoridad a quien llamó, en confianza, “mi rey”. Ayer domingo, retrocedió y sostuvo: “Yo no lo conozco al exministro de la Presidencia. Es más, nunca he hablado con él, no lo he visto”.
.
El caso Zapata surgió el 3 de febrero de 2016. El presentador Carlos Valverde reveló un tráfico de influencias a partir de la relación sentimental y de un supuesto hijo de Zapata y Morales. El oficialismo señaló que la denuncia influyó en el resultado del referéndum del 21 de febrero, que rechazó una nueva repostulación del presidente.
.

Este martes se cumple un año de la consulta. El oficialismo saldrá a las calles en una jornada denominada ‘Día de la mentira’, en tanto que diferentes colectivos alientan movilizaciones para reivindicar el resultado del 21F. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario