jueves, 23 de julio de 2015

CUBA-RELACIONES CON EE UU-KRADIARIO 

TRES OBSTÁCULOS EN EL CAMINO CUBANO-ESTADOUNIDENSE

Por Martín Poblete

La reanudación de relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba es ya un hecho, histórico y político, realzado por el simbolismo de la reapertura de las respectivas embajadas en Washington y La Habana. 
.
Sin embargo, el  júbilo en  ambos países, bastante más evidente en Cuba, no debe hacer olvidar tres importantes obstáculos en el camino a la plena normalización de relaciones.
.
Como suele suceder en situaciones bilaterales, ambas partes tienen responsabilidades compartidas,  en este sentido valga recordar la frase acuñada por el Secretario de Estado George Shultz en plena Guerra Fría: "It takes two to tango", sin perjuicio de tener claridad de los distintos énfasis y matices en cada uno de los temas prioritarios.
.
El primer obstáculo está en la cesión  de territorio cubano a Estados Unidos en la Bahía de Guantánamo, emocionalmente  vinculada con un período considerado oprobioso por cubanos de todas las persuasiones ideológicas y políticas. Dicha cesión de territorio fue parte de la Enmienda Platt  aprobada por el Senado de Estados Unidos e insertada en la Constitución cubana, su vigencia en los treinta y dos años entre 1902 y 1934  marca el Protectorado de los Estados Unidos sobre Cuba.
.
Inicialmente,  Guantánamo era una estación de reaprovisionamiento  para barcos de la marina de guerra americana,  al terminar la vigencia de la Enmienda Platt, la cesión de territorio pasó a tomar los rasgos de una base naval bajo un acuerdo de arrendamiento; a partir del embargo comercial y financiero de 1960, los sucesivos gobiernos americanos han estado depositando el monto de ese arriendo en una cuenta especial.  La mencionada base naval no ha estado nunca entendida como cesión soberana de territorio cubano a Estados Unidos.  Hay precedente para negociar el pleno retorno de Guantánamo a Cuba, el fin de la Zona Americana del Canal de Panamá estipulado en los Tratados Carter-Torrijos.
.
El segundo obstáculo es el embargo comercial y financiero unilateralmente impuesto por Estados Unidos a Cuba, durante el segundo gobierno del  Presidente Dwight D. Eisenhower.   A partir del gobierno del Presidente Jimmy Carter, se promulgaron varias excepciones al embargo en su mayoría por razones humanitarias, en algunos  círculos académicos especializados empezó a forjarse la idea de un gradual relajamiento de las restricciones, esta ilusión llegó a su fin con el Acta por la Libertad y Solidaridad Democrática con Cuba de mayo de 1996 patrocinada por el Senador Jesse Helms  y el Congresista Dan Burton, ambos Republicanos.
.
Este documento aprobado por ambas cámaras del Congreso, fue firmado por el Presidente Bill Clinton con la esperanza de ayudar su opción de ganar el Estado de Florida en su reelección.   En lo fundamental, el Acta mencionada traspasó de la Presidencia al Congreso la autoridad para negociar el eventual levantamiento del embargo;  será una gestión larga y difícil, probablemente iniciada por el Presidente Obama.   Como en el caso de Guantánamo, en la cuestión del embargo la iniciativa descansa en el gobierno de Estados Unidos, Cuba puede y debe ayudar, pero al final del ejercicio las decisiones claves deberán ser tomadas en Washington.
.
Un tercer obstáculo radica en las reclamaciones  por expropiaciones de bienes y propiedades de ciudadanos americanos y empresas americanas en Cuba, ejecutadas por el régimen revolucionario cubano. A esas reclamaciones se agregan las formuladas por ciudadanos cubanos en el exilio en Estados Unidos;  entre ambas categorías surge una larga lista  compendiada en la llamada Cuban Claims Act / Acta de Reclamaciones Cubanas.  De seguro, serán negociaciones arduas y prolongadas.

Mientras tanto, el Presidente Obama continúa promulgando excepciones a las limitaciones usando su autoridad presidencial, la idea, y la esperanza, es generar una dinámica favorable a negociaciones tendientes a remover los obstáculos.      

No hay comentarios.:

Publicar un comentario