jueves, 14 de abril de 2011

Banco Mundial: la inflación puede afectar el crecimiento

Caso argentino es preocupante para el Banco Mundial, pero también otros países latinoamericanos. 

La inflación y el sobrecalentamiento de la economía pueden poner en riesgo la recuperación económica de varios países latinoamericanos, como Argentina y Brasil, según un estudio del Banco Mundial.

Así lo dijo hoy en Washington el economista de nacionalidad ecuatoriana y jefe del Banco Mundial para Latinoamérica y el Caribe, Augusto de la Torre, quien señaló que “aún con las estadísticas oficiales que superan el 10%, (la inflación en la Argentina) figura por arriba de los países con metas de inflación que están entre 2% y 4% (como Brasil y Chile) y tratan de mantener esos rangos”.

En ese sentido, el BM incluyó a la Argentina en un grupo de países -junto con Brasil, Perú, Paraguay y Uruguay- que lograron una “recuperación vigorosa y ejemplar”. Sin embargo, advirtió que esto “no quiere decir que en el futuro todo sea color de rosas” . Y precisó que estos países están “enfrentados a desafíos como la inflación, apreciación de la moneda y perspectivas de un sobrecalentamiento económico”.

En este contexto y refiriéndose específicamente al preocupante caso argentino dijo que “lo que importa es la credibilidad de las estadísticas oficiales. Por eso, creo que el camino que adoptó el país sudamericano de colaborar con los técnicos del FMI para asegurarse mayor precisión es un camino apropiado”, esgrimió.

Los técnicos del FMI entienden que la distorsión en la medición de inflación también afecta a las cifras que difunde el Gobierno sobre crecimiento de PBI. Aunque las visiones se acercaron en relación a lo que pasó en 2010, todavía subsiste la diferencia en lo que sucedió en 2008 y 2009.

“El tema de la medición del IPC (índice de precios) no parece generar imprecisiones en la medición de otras variables”, arrancó diciendo de la Torre. Pero luego, frente a una repregunta, agregó que “puede haber una conexión entre IPC y crecimiento, pero no es uno a uno” . De esa forma, quiso manifestar que para medir el crecimiento del PBI no sólo se considera la inflación, sino también exportaciones y otras variables. “El índice de precios es de enorme importancia para la economía, de manera que importa la confiabilidad en las estadísticas nacionales”, señaló según publicó hoy la prensa de Buenos Aires.

Precios suben y suben.

En lo que coincidió el Banco Mundial con el FMI es en tratar de aprovechar el buen momento que viven los productores de comodities alimentarios (como la Argentina) para tener una política fiscal que le permita ahorrar. “El modelo latinoamericano permite tener ahorro fiscal, sin afectar las políticas sociales. En especial, los países que tienen comodities están en condiciones de hacer un esfuerzo fiscal”, agregó. De esta forma, se sumó a la recomendación del Fondo, efectuada el lunes, de ahorrar y generar fondos de riqueza soberana que permitan hacerse de dinero para momentos en que las condiciones externas no sean tan favorables como se presentan ahora para la región.

En Argentina hay serias discrepancias entre las estadísticas oficiales y las privadas. Mientras el Gobierno argentino prevé para 2011 que la inflación será del 8,9 %,  consultores privados vaticinan que el alza será cercana al 30 %.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario