lunes, 19 de agosto de 2013

19-8-2013-KRADIARIO-EDICIÓN N°867 

EXTRAÑA MUERTE DEL DISIDENTE OSWALDO PAYÁ INGRESÓ HOY A LA JUSTICIA ESPAÑOLA

La hija del disidente estuvo hasta la semana pasada en Chile e hizo un adelanto de la querella

Así quedó el auto del "accidente"
La familia del disidente cubano Oswaldo Payá presentó hoy una querella en la Audiencia Nacional de España por la muerte de éste hace un año en la isla caribeña, con la intención de aclarar las causas y determinar que no fue un accidente carretero, sino un atentado.

Así lo confirmó en Madrid Carlos Payá, hermano del disidente, que falleció junto a Harold Cepero tras estrellarse su coche, que conducía el dirigente de Nuevas Generaciones del Partido Popular español Ángel Carromero.

El suceso ocurrió el 22 de julio de 2012 cerca de la ciudad de Bayamo (a unos 750 kilómetros al este de La Habana), cuando el automóvil en el que iban Payá, Cepero, Carromero y el sueco Jens Aron Moding se salió de la carretera.

El líder de Nuevas Generaciones declaró en una entrevista publicada el lunes en el diario El Mundo que el coche que conducía en Cuba fue embestido por otro vehículo y forzado a salir de la calzada.

Oswaldo Payá
La familia de Payá ha asegurado siempre que se trató de un accidente organizado por los servicios secretos cubanos, dado que Oswaldo Payá, al frente del Movimiento Cristiano de Liberación (MCL), resultaba incómodo para el régimen de La Habana.

La querella ante la Audiencia Nacional ha sido presentada por Ofelia Acevedo Maura y Rosa María Payá Acevedo, esposa e hija del disidente y se justifica en que Oswaldo Payá también tenía la nacionalidad española.
Está dirigida contra los tenientes coroneles Águilas y Llanes, de la Seguridad del Estado cubana, por su supuesta participación en los delitos de lesa humanidad que culminaron con la muerte de Payá y Cepero.

"No fue un hecho aislado, fue el resultado de un proceso de seguimiento y amenazas de muchos años" contra Payá, dijo a la agencia Efe su hermano Carlos, para quien los militares Águilas y Llanes "son los hilos de los que tirar" en la investigación judicial que pueda llevar la Audiencia Nacional. Fueron ellos, añadió, los que "coaccionaron" a Carromero para que diera una versión que hiciera pensar que el siniestro fuera un accidente de tráfico.
"Fue el resultado de un proceso de seguimiento y amenazas de muchos años", agregó.

A través de un comunicado, el MCL aseguró  que la querella es "necesaria e indispensable" desde el punto de vista de la justicia, puesto que "el régimen cubano no puede seguir persiguiendo, maltratando, mintiendo, asesinando e intimidando a una sociedad impunemente, cual dueños absolutos de la vida de millones de personas".
La disidente Rosa María Payá, quien permaneció varios días en Chile abandonando el país recién la semana pasada,  pidió al gobierno de Chile que respalde una investigación independiente en su país para esclarecer la muerte de su padre, el líder opositor Oswaldo Payá, ocurrida en un supuesto "accidente" automovilístico en julio de 2012..

"Tenemos claro que no existió tal accidente. Hay indicios y pruebas más que suficientes para comenzar una investigación que es lo que estamos pidiendo y que se aclare la verdad, porque como familia lo merecemos y el pueblo cubano merece también saber la verdad", dijo Rosa Payá, de 24 años.
La disidente apoya sus dudas en las declaraciones del español Carromero, quien conducía el automóvil accidentado, y que afirmó el lunes pasado que "los servicios secretos cubanos asesinaron a Oswaldo Payá".
Asimismo, manifestó que, sobre la base de declaraciones de Carromero, enfermeras y un párroco le aseguraron que su padre "salió vivo del accidente" e ingresó a un hospital.
Payá afirmó que además de la querella presentada en la Audiencia Nacional española, preparan una demanda ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).
La joven solicitó además a Chile que "respalde de manera radical" las demandas del Movimiento Cristiano de Liberación (MCL) que lideraba su padre, referidas a un plebiscito en Cuba para solicitar al gobierno que modifique las leyes que restringen las libertades en la Isla.
.
La disidente Rosa María Payá, quien permaneció varios días en Chile abandonando el país recién la semana pasada ,  pidió al gobierno de Chile que respalde una investigación independiente en su país para esclarecer la muerte de su padre, el líder opositor Oswaldo Payá, ocurrida en un supuesto "accidente" automovilístico en julio de 2012..
"Tenemos claro que no existió tal accidente. Hay indicios y pruebas más que suficientes para comenzar una investigación que es lo que estamos pidiendo y que se aclare la verdad, porque como familia lo merecemos y el pueblo cubano merece también saber la verdad", dijo Rosa Payá, de 24 años.
La disidente apoya sus dudas en las declaraciones del español Carromero, quien conducía el automóvil accidentado, y que afirmó el lunes pasado que "los servicios secretos cubanos asesinaron a Oswaldo Payá".
 
La visita de Payá a Chile
En Chile, la disidente se reunió con el expresidente Patricio Aylwin (1990-1994), visitó el comando de la candidata de derecha Evelyn Matthei, quien compite por la Presidencia contra la ex mandataria Michelle Bachelet y otros siete postulantes; con el ex Presidente Edurado Frei Ruiz Tagle; participó en un Consejo Nacional de la Democracia Cristiana en Valparaíso, donde se proclamó a Bachelet como candidata presidencial; y tuvo también encuentros con distintos dirigentes políticos democristianos y de la derecha.
"Que dos mujeres pugnen por una presidencia me parece una señal de esperanza. Creo que es (una señal) aleccionadora para Latinoamérica, para el futuro de Chile y para la realidad actual", afirmó Payá.
Si bien Rosa Payá es muy joven, dice que se ha convertido en dirigente del MCL, rol que asumió "de manera circunstancial" tras la muerte de su progenitor.
"Las golpizas, las agresiones violentas, las amenazas de muerte, las intimidaciones continúan y crecen en Cuba contra los miembros de la oposición", aseveró.
Debido a denuncias de amenazas de muerte y agresiones, la familia de Rosa Payá decidió en junio pasado refugiarse en Miami.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario