viernes, 9 de junio de 2017

Elecciones en Gran Bretaña

THERESA MAY PERDIÓ MAYORÍA ABSOLUTA - ¿INCÓGNITA FRENTE AL BREXIT?

El líder laborista Jeremy Corbyn


La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, perdió la mayoría absoluta (326 escaños)  al obtener su partido conservador solo 316 (-15) contra 265 del partido laborista que gana 33.
.
Esto se traduce en un porcentaje de votos de 44 por ciento para los conservadores y el 41 por ciento para el Partido Laborista.
Aunque los conservadores británicos siguen siendo la fuerza más poderosa, perdieron, por el repunte del Partido Laborista. Después de la segunda crisis democrática dentro de un año, la libra cayó dramáticamente.
Como primera ministro Theresa May anunció elecciones espontáneas en abril con pronósticos que predecían una victoria clara para los conservadores y un golpe devastador para el Partido Laborista. Ahora ocurrió exactamente lo contrario: Los conservadores perdieron su mayoría absoluta en la Cámara después que la oposición tuvo un importante incremento de votos.
Como ningún partido logró los 326 escaños en el Parlamento,  los observadores consideran que este resultado es para May y los conservadores una humillación, ya que a pesar de los pronósticos han quedado con menos asientos en el Parlamento que antes.
“Ningún político quiere una elección por sí misma”, dijo May, cuando anunció las elecciones a mediados de abril. Los observadores creen que hubo un intento de aprovechamiento de la situación catastrófica que se observaba en el laborismo como también la baja calificación que tenía su líder Jeremy Corbyn. En estas condiciones May queria aprovechar el  momento para asegurar su posición como primera ministro por otros cinco años.
“Incluso si Corbyn ha perdido la elección, él está en en una buena posición para poder ganar a futuro”, dijo Matthew Cole, profesor de historia en la Universidad de Birmingham. Ahora dicen que el mensaje del Partido Laborista con Corbyn funciona.
La primera ministro May había argumentado que necesitaban un mandato más fuerte para que el Reino Unido llevara una posición mucho más firme a las negociaciones sobre el Brexit a Bruselas.
Ahora su partido ha perdido su antigua mayoría. Esto plantea la cuestión de si los conservadores serán capaces de formar un gobierno estable.
Los críticos alegan que la convocatoria a elecciones fue solamente una ambición personal de Theresa May. Lo preocupante es que en diez días deben comenzar las negociaciones de retiro del Reino Unido de la Unión Europea y el Gobierno conservador de Londres llegará con una posición debilitada a la mesa de negociaciones en Bruselas. Los electores critican que May por haber causado este descalabro que pone en peligro el futuro del país, según dicen sus opositores.
“El resultado significa que la visión de May de un Brexit duro queda atrás por falta de legitimidad y el cambio en las condicionbes políticas, porque ahora Corbyn es tomado mucho más en serio que antes.
La  diputada conservadora Anna Soubry, quien antes del referéndum se había declarado en contra de una salida del Reino Unido de la Unión Europea, hoy viernes pidió  la renuncia de Theresa May. Igualmente  Corbyn reiteró su demanda de que May debería renunciar para allanar el camino destinado a lograr un Gobierno con una  verdadera representatividad párlamentaria. A pesar de esta situación la primera ministro intentará formar un nuevo gobierno y no tiene intenciones de renunciar.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario